Monitorización éxito empresas.

Una de las principales preocupaciones de los Directores de tecnología es asegurar la disponibilidad, respaldo de sus activos tecnológicos y protección.

Desde hace unos diez años, la irrupción de la virtualizacion ha supuesto una magnífica oportunidad para las empresas de cara a optar a nuevos mecanismos de disponibilidad para una gran mayoría de sus sistemas y aplicaciones, prescindiendo de costosos mecanismos de clustering, y reduciendo las dependencias y problemas de compatibilidad con las aplicaciones.

Los entornos tecnológicos son cada vez más complejos y heterogéneos, los sistemas de monitorización se han convertido en una pieza clave para poder controlar de forma unificada y centralizada con un doble objetivo

–          Anticiparse a ellos o prevenirlos, de manera que el impacto sea mínimo. (Proactividad)

–          Mejorar los tiempos de detección/respuesta ante incidencias o problemas ya producidos. (Reactividad)

Estos sistemas de monitorización han evolucionado mucho desde el mundo de las infraestructuras al de las aplicaciones. Sin embargo, para que estos sistemas sean verdaderamente útiles, las organizaciones deben invertir en recursos y tiempo en una doble vía.

–          Área de operaciones, para revisar y correlacionar todas las alarmas y eventos generados.

–          Área de sistemas, para administrar y mantener actualizados estos sistemas.

La verdad es que este esfuerzo y dedicación puede ser un obstáculo insalvable para muchas compañías, debido a la escasez de recursos y medios. Es aquí donde las ofertas de monitorización a un precio muy competitivo. Si esta oferta incluye un servicio adicional de soporte de forma modular, la simbiosis puede ser perfecta.